Quién paga las reparaciones en un piso de alquiler: Responsabilidades y derechos – Rentola.es

Última actualización: 07 de diciembre de 2023

Descubre quién es responsable de pagar las reparaciones en un piso de alquiler y conoce los derechos de inquilinos y propietarios. Obtén consejos para evitar problemas y encuentra servicios de reparación de electrodomésticos cercanos.

Responsabilidad y derechos en las reparaciones de un piso de alquiler

Introducción

En cualquier contrato de alquiler es fundamental comprender los derechos y las responsabilidades que tienen tanto el propietario de la vivienda como el inquilino. Esto resulta en mantener una relación armoniosa entre ambas partes y evitar posibles conflictos futuros.

En este artículo encontrarás una guía completa sobre este tema, donde se cubren tanto las obligaciones del propietario y el inquilino, los escenarios comunes de reparación y quién es el responsable de los costes. Además, también se incluye información sobre qué se puede hacer si el propietario se niega a realizar una reparación necesaria y los derechos que tiene el inquilino en esos casos.

Por último, se ofrecen una serie de consejos para evitar problemas relacionados con reparaciones en una propiedad de alquiler y recursos para efectuar reparaciones de electrodomésticos cerca del lugar del inmueble alquilado.

Responsabilidad del propietario en las reparaciones

En los contratos de alquiler, el propietario tiene la obligación de realizar ciertas reparaciones. Estas obligaciones se recogen en la Ley de Arrendamientos Urbanos, concretamente en el artículo 21, y se debe incluir en una cláusula específica en dicho contrato.

El propietario es responsable de todas las reparaciones que tengan que ver con la estructura del piso, es decir, grietas en las paredes, problemas en la fontanería o cualquier otro defecto que afecte a la habitabilidad de la vivienda. Estas reparaciones suelen ser notificadas por el inquilino y es el propietario quien debe realizarlas en un plazo razonable.

Además, si el propietario del inmueble también proporciona electrodomésticos, como lavadora, horno o frigorífico, es su responsabilidad mantenerlos en buen estado. Si alguno de los electrodomésticos se averían debido a un uso normal o a un fallo técnico, el propietario debe encargarse de su reparación o de su reemplazo y el inquilino no debe pagar ningún coste.

Lo más habitual es que estas obligaciones queden establecidas en el contrato de alquiler para que ambas partes tengan conocimiento de ello. En el caso de que el propietario se niegue a realizar las reparaciones que le corresponden, el inquilino tiene el derecho de exigirlas y, en algunos casos, puede solicitar una reducción de la renta e incluso la resolución anticipada del contrato de alquiler.

Responsabilidad del inquilino en las reparaciones

Por su parte, el inquilino también tiene unas cuantas responsabilidades en cuanto a las reparaciones que se tengan que llevar a cabo en un inmueble de alquiler. Este tipo de reparaciones se centran, especialmente, en el mantenimiento y uso adecuado de las instalaciones y de los electrodomésticos del hogar.

El inquilino tiene la responsabilidad de mantener un cuidado adecuado de las instalaciones, evitando hacer cualquier daño intencional. Esto quiere decir que debe cuidar los suelos, las paredes y el mobiliario, así como mantener en buen estado, y limpios, los electrodomésticos que hayan sido proporcionados por el propietario.

El inquilino también tiene la responsabilidad de llevar a cabo reparaciones más pequeñas que hayan sido causadas por el desgaste normal o por daños accidentales. En este tipo de reparaciones menores se incluyen el cambio de bombillas, las pequeñas averías de los electrodomésticos, el arreglo de grifos que goteen, etc.

Aparte, debe informar al propietario de cualquier problema o avería que ocurra en el inmueble. Mantener una buena comunicación es muy importante. Sin embargo, el inquilino no es responsable de los problemas estructurales de la vivienda o de aquellas que ya existían antes de su llegada.

Reparaciones comunes y quién las paga

En resumen, la responsabilidad de cubrir el coste de la reparación puede depender del tipo de reparación que sea y también del tipo de contrato de alquiler que se haya establecido. 

Por lo general, en el propio contrato de alquiler se establecerán una serie de cláusulas donde se especifique quién es el responsable de según qué reparación y del mantenimiento de los diferentes elementos del inmueble. A continuación, te mostramos algunos escenarios comunes:

  • Reparación de la lavadora: si la lavadora la ha puesto o dejado el propietario, lo normal es que sea su responsabilidad. Si se avería debido a un uso normal o a un fallo técnico, es el propietario quien debe asumir el coste de la reparación.

  • Reparación del aire acondicionado: el coste de la reparación del aire acondicionado puede depender, según quien haya sido el que haya instalado el equipo. Sin embargo, por lo general suele ser también una obligación del propietario.

  • Reparación de la calefacción: con la calefacción sucede lo mismo. Lo más normal es que sea el propietario quien deba asumir los costes de su reparación por un desgaste normal o por un fallo técnico.

  • Reparación de fugas de agua: si las fugas de agua son causadas por un fallo técnico o por un problema estructural, la reparación corre a cuenta del inquilino. Sin embargo, si se trata de un uso indebido por parte del inquilino, entonces deberá ser éste quien se encargue de su reparación.

  • Otros electrodomésticos: si el propietario ha dejado otros electrodomésticos en el inmueble, lo más habitual es que se haga cargo de cualquier reparación que haya que hacer para su buen funcionamiento.

Qué hacer cuando el propietario se niega a hacer una reparación

Si el propietario se niega a hacer una reparación necesaria en el piso de alquiler, hay una serie de acciones que el inquilino puede llevar a cabo. Algunas de ellas son las siguientes:

  • Notificar el problema: lo primero que se debe hacer es comunicarle al propietario, de manera clara y por escrito, la reparación que necesita hacer. Debes proporcionar detalles específicos del problema y pedirle explícitamente que realice dicha reparación.

  • Documentar la solicitud: suele ser recomendable añadir fotografías, vídeos y cualquier otro tipo de evidencia que demuestre que existe un problema. En caso de disputa, esto puede respaldar el caso.

  • Buscar asesoramiento legal: si el propietario sigue negándose a hacer la reparación que le corresponde, lo mejor que se puede hacer es consultar con un abogado especializado en este tipo de conflictos. También existen organizaciones locales e instituciones gubernamentales donde el inquilino se puede asesorar.

Derechos del inquilino en caso de reparaciones no realizadas

En el caso de que el propietario no realice las reparaciones necesarias, el inquilino tiene una serie de derechos que puede reclamar:

  • Reducción de la renta: el inquilino puede solicitar una reducción proporcional de la renta hasta que las reparaciones finalicen. Esta reducción puede ser acordada entre ambas partes, aunque en caso de desacuerdo puede ser establecida por un tribunal.

  • Indemnización por daños y perjuicios: el inquilino tiene derecho a solicitar una indemnización en el caso de que se vea directamente afectado debido a la falta de reparaciones. 

  • Rescisión del contrato: en los casos más graves, el inquilino puede tener derecho a rescindir el contrato de forma anticipada. Lo mejor para esto es buscar asesoramiento legal para llevarlo a cabo de la forma correcta.

Por otro lado, el inquilino puede ponerse en contacto con un abogado especializado y presentar una demanda ante los tribunales de justicia competentes. Para ello, lo mejor es conservar registros, comunicaciones y todo tipo de evidencias relacionadas con el incumplimiento por parte del propietario.

Consejos para evitar problemas con las reparaciones en un piso de alquiler

Para evitar problemas con las reparaciones en un piso de alquiler, tanto inquilinos como propietarios pueden seguir una serie de recomendaciones:

  • Cláusulas específicas en el contrato: es fundamental incluir cláusulas claras en las que se establezcan las responsabilidades que tiene cada parte en cuanto a las reparaciones en el piso de alquiler. 

  • Mantenimiento preventivo: en el mantenimiento preventivo se deben incluir la limpieza de las instalaciones y electrodomésticos, revisiones periódicas y cuidado adecuado para prevenir problemas mayores.

  • Comunicación clara y documentada: ambas partes deben mantener una comunicación clara y documentada en todo momento, e informarse mutuamente sobre cualquier defecto o avería, preferiblemente por escrito para poder llevar un registro

Recursos para reparación de electrodomésticos cerca de ti

A la hora de encontrar profesionales para la reparación de electrodomésticos cerca de tu vivienda, puedes utilizar Internet introduciendo las palabras clave como: ‘reparación de electrodomésticos en (nombre de tu ciudad). Después, es aconsejable revisar las reseñas y calificaciones de los servicios para obtener una idea de su reputación y calidad.

También se puede preguntar a amigos o vecinos que vivan cerca del área por si tienen recomendaciones que puedan compartir. Las referencias personales son una excelente manera de encontrar profesionales confiables. 

Por otro lado, en las tiendas especializadas de electrodomésticos puedes preguntar si ofrecen servicios de reparación o si pueden recomendarte técnicos especializados. A menudo, estas tiendas tienen contacto con profesionales de este tipo.

Por último, a la hora de contactar con cualquier profesional, hay que asegurarse de proporcionarle detalles específicos sobre el problema según el tipo de electrodoméstico que necesite ser reparado. Puede que incluso tenga que ir a verlo para brindarte el mejor asesoramiento posible y un presupuesto más preciso.

¿Está buscando un alquiler? Buscar entre 67.566 alquileres disponibles
Buscar ahora